Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Enero de 2009.

Cioran

20090109211831-cioran-2803.jpg

Nunca os he hablado de Emil Cioran, uno de los filósofos más lúgubre de la historia del Nihilismo. Cioran era rumano, estaba fuertemente influido por Nietzsche y Schopenhauer y, aunque a veces cueste, vale mucho la pena leerlo.

 

Como introducción de un libro sobre la transición a la democracia en Rumania, leí hace unos días la siguiente frase de Cioran, escrita en 1936:

 

Mi país, se me aparecía como un resumen de la nada, o una materialización de lo inconcebible, como una especie de España sin Siglo de Oro, sin conquistas ni locuras, y sin un Don Quijote de nuestras amarguras. Formar parte de él, ¡qué lección de humillación y de sarcasmo!

 

Recomiendo su libro de aforismos, Breviario de podredumbre, una obra dura, desgarradora, no apta para todos los públicos ni para todas las ocasiones, en palabras de Savater, un libro que refleja “… lo que todo hombre piensa en un momento de su vida, al menos en uno, cuando reflexiona sobre las Grandes Voces que sustentan y posibilitan su existencia.

09/01/2009 21:18 legiovhispana #. Reflexiones Hay 3 comentarios.

Alemanes en Magheru

20090114101246-090114-bucarest-en-la-segunda-guerra-mundial.jpg

El 23 de noviembre de 1940, el general Antonescu firmó el Pacto Tripartito con la Alemania de Hitler a consecuencia del cual Rumania entró de lleno en la Segunda Guerra Mundial.

 

En la foto, tomada a principios de los años 40, cuatro soldados alemanes pasean tranquilos por el Bulevardul Magheru, en pleno centro de Bucarest. Lo sorprendente de esta foto es la modernidad de los edificios y del ambiente que los rodean, parecen extemporáneos, situados frente al croma de una ciudad avanzada a su tiempo. Este es el Bucarest que hemos perdido…

14/01/2009 10:12 legiovhispana #. Bucuresti Hay 1 comentario.


Combinat

20090115085251-090114-kombinat.jpg

Rumania está trufada de los deprimentes restos del mito soviético de la producción industrial a gran escala, los llamados combinat, hoy ruinas de sobredimensionadas unidades industriales que se caen a pedazos en medio de la nada, o junto a vías muertas de ferrocarril, o frente a decadentes villas nacidas al albor de una promesa industrial, ahora liquidada.

 

Es paradójico que estos testigos de la arqueología industrial, ahora totalmente destruidos, hayan sido producto del mismo ánimo rapaz del pueblo que hace años destruyó los castillos medievales, símbolo entonces de la grandeza aristocrática. Tras la Revolución de 1989, estas inmensas, ineficientes y contaminantes fábricas fueron abandonadas, simplemente se cerraron y su personal fue despedido. Con la caída del bloque soviético ya no había a quien vender. Los obreros se fueron y las puertas se cerraron.

 

Día a día veían como aquellos armatostes se deterioraban tanto como su propia situación económica, así que un día, alguno más desesperado que otro, saltó la valla y se llevó el material de alguna oficina, quizás los muebles. Posiblemente volvió acompañado al día siguiente y se llevó el marco de alguna ventana pues en su casa hacía frío. Poco a poco se abrió la veda y el lugar que antaño los vio trabajar, acogió entonces a los antiguos obreros para ofrecerles su propia piel.

 

El resultado es un lugar fantasmagórico, vacío, indefenso, desprovisto de toda humanidad (si es que alguna vez la tuvo), lleno de basura y recuerdos de una época en la que, al menos, todos tenían un lugar donde ir a trabajar.
15/01/2009 08:55 legiovhispana #. Reflexiones Hay 3 comentarios.

Gas

20090116101504-090116-gasoductos.gif

Muchos me han preguntado por las consecuencias que en Rumania tiene la crisis del gas entre Rusia y Ucrania. Rumania es un país productor de gas, de hecho, produce más del 60 % del gas que consume, sin embargo, casi el 40 % restante lo importa exclusivamente de la Federación Rusa vía Ucrania, lo que la hace relativamente vulnerable a los caprichos del Kremlin (como, por ejemplo, forzarla a pagar el metro cúbico de gas un 20 % más caro que la media europea). Como se espera que el volumen de gas importado se triplique en los próximos años, Rumania está haciendo un esfuerzo para la diversificación de sus fuentes energéticas, reflejo de lo cual es su participación desde 2007 en el proyecto Nabucco.

 

El proyecto Nabucco prevé la construcción de gasoductos desde la zona del mar Caspio hasta Europa occidental, como alternativa al gas importado por el gasoducto Druzhba, controlado por Rusia. Nabucco, al que los rusos se oponen con soterrada violencia (véase sus acciones en Georgia o Ucrania, vecinas díscolas según Moscú), transportará el gas desde Azerbaiyán, y quizás también desde Irán y Turkmenistán, hasta Europa a través de Georgia, Turquía, Bulgaria, Rumania, Hungría y Austria.

 

Tras un intercambio de acusaciones entre las autoridades rusas y ucranianas, el pasado 7 de enero Rumania dejó de recibir gas ruso, sin embargo, la población no se está viendo afectada por el embargo. Sólo la gran industria, consumidora del 32 % del gas natural, ha visto recortado el suministro de esta materia prima y, por tanto, ha visto afectada su producción.

 

Aunque hace unos días se decretó el Estado de Urgencia, el gobierno confirma que Rumania tiene reservas para dos o tres meses, lo que prácticamente nos sitúa fuera del invierno.

 

16/01/2009 10:15 legiovhispana #. Reflexiones Hay 2 comentarios.

Oportunidad de negocio

20090120145017-image025.jpg

Paseando por la calle, en perezoso camino a la oficina después de una opípara mesa, di de bruces con la que, sin duda, es la mejor oportunidad de negocio que he visto hasta hoy en Rumania.

 

Compramos pelo”, dice el anuncio. ¿Cómo una frase tan sencilla puede esconder un futuro profesional tan prometedor? Dándole vueltas al asunto, he decidido renunciar a mi puesto en la empresa (mi futuro requiere jornada completa), dedicarme a cultivar mi cabellera y, periódicamente, vender parte de mí a tan generosos compradores. El anuncio exige una pelambrera superior a los 25 cm. Si el cabello crece a razón de 1 mm diario, debo esperar algo menos de 8 meses (pues ya tengo algo de riqueza acumulada) para alcanzar la longitud deseada y hacerme de oro.

 

Os preguntaréis cómo viviré entre un corte y el siguiente. Ay, piltrafillas, cómo se nota vuestra inutilidad para el azaroso mundo de los negocios: ¡Pues de las rentas!

 

20/01/2009 14:50 legiovhispana #. Bucuresti Hay 2 comentarios.

Logística en Carrefour

20090120153513-image021.jpg

Semanalmente visitamos Carrefour para aprovisionarnos. Aunque no ofrece los precios más baratos de Bucarest, la calidad y la variedad es más que aceptable e incluso encuentras pequeñas joyas como latas de berberechos (que te alegran un vermouth de fin de semana) o una fabada de marca desconocida pero de tan correcto como nostálgico sabor.

 

Durante nuestra última visita todo marchaba a la perfección hasta que, posiblemente contra la voluntad del director del centro, se abrió la gran puerta que comunica el supermercado con el almacén, mostrando a los desdichados clientes sus más ocultos secretos.

 

¡Qué derroche de logística! Al mozo de almacén deberían nombrarlo empleado del mes por encontrar los benditos berberechos entre semejante desorden y, de paso, al responsable podrían darle unas palmaditas en la espalda en dirección a la puerta de salida.

20/01/2009 15:35 legiovhispana #. Bucuresti Hay 2 comentarios.

Iglesia italiana

20090123215522-imagen061.jpg

El Boulevard Nicolae Bălcescu esconde una de esas curiosidades que tanto abundan en Bucarest. Aunque parezca el producto de la política comunista de esconder las iglesias entre bloques de edificios, la Iglesia italiana fue construida antes, entre 1915 y 1916, y hoy se encuentra encajonada entre grandes bloques, dando al menos un toque de color al gris ceniza que la rodea. Especialmente impresionante es el Jesucristo manga que te recibe en la fachada principal, en el dintel la puerta principal.

 

Junto a la iglesia, a la derecha, se levanta un edificio de 1930 que alberga la Fundación Ion I. Dalles y una librería que ofrece desde libros viejos hasta fotografías antiguas de la ciudad (que te hacen suspirar por la belleza perdida), pasando por algunas joyas de anticuario, libros sobre Rumania y las novelas más reciente de la literatura rumana y universal (en rumano, eso sí). La fundación Dalles es, sin duda, uno de los centros culturales de referencia en esta ciudad.

23/01/2009 21:55 legiovhispana #. Bucuresti No hay comentarios. Comentar.

Camino del trabajo

20090123223600-image022.jpg

Ya no queda nieve en Bucarest, fue un espejismo que duró un par de días, lo suficiente para esconder las miserias de la ciudad y ofrecernos su mejor cara.

 

Biserica Sfântul Elefterie, en la calle Dr. Lister (Cotroceni), neobizantinismo en estado puro. 

23/01/2009 22:36 legiovhispana #. Bucuresti Hay 1 comentario.

Avram Iancu

20090128115500-image029.jpg

La lucha continua”, dice el grafitti, junto a la imagen de Avram Iancu, todo un personaje en la historia de Rumania.

 

Avram Iancu nació en 1824 en Vidra de Sus (pueblo que hoy se denomina Avam Iancu, de acuerdo con una costumbre muy rumana de cambiar el nombre de los municipios si en ellos ha nacido algún hijo especialmente ilustre) en el seno de una familia campesina emancipada de la servidumbre. De profesión abogado, tuvo un papel muy destacado en la revolución que sacudió Transilvania entre 1848 y 1849.

 

Formó una guerrilla que se opuso desde los montes Apuseni a los nacionalistas húngaros que pretendían separarse del Imperio Austrohúngaro. La milicia que le acompañaba y la lealtad que juró a los Habsburgo le valieron el apodo "Crăişorul Munţilor" ("El Príncipe de las Montañas").

 

La derrota de los húngaros en Sighişoara en agosto de 1949, frente a tropas austriacas y rusas, – a la que Iancu había contribuido indirectamente –lo animó a viajar a Viena para solicitar una cierta autonomía para los rumanos de Transilvania, sin embargo, el emperador Francisco-José I, temeroso de las ansias nacionales rumanas, se negó a recibirlo. Detenido y maltratado por las autoridades austriacas, sufrió las consecuencias de su arresto y acabó retirándose a los montes Apuseni, donde pasó los últimos años de su vida retirado de la política, vagabundeando y tocando una flauta de pastor. Murió en 1872, siendo sólo una sombra de lo que había sido.

 

Viendo este grafitti en las calles de Cluj y pensando en lo cercanos que se sienten a Viena los transilvanos, me pregunto: ¿qué parte de la lucha continúa?

28/01/2009 11:55 legiovhispana #. De viaje No hay comentarios. Comentar.


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris