Facebook Twitter Google +1     Admin

Favorit / Etno

Recuerdo que a finales de los 90, cuando empezamos a visitar Rumania, la televisión ofrecía varios canales donde talluditos pastores y/o sus consortes, vestidos todos al modo tradicional, entonaban canciones populares rumanas. La emisión era inacabable y conectases cuando conectases el televisor, allí estaban, incansables, cantando felices, siempre muy sonrientes.

 

Pasados los años, sólo sobrevive Favorit/Etno.

 

La música es siempre la misma (¿quizás es siempre la misma canción?), pero los posibles escenarios y protagonistas son varios. Sobre las localizaciones, van desde estancias campestres con decoración ţaraneasca, con calderos y manteles bordados por las paredes, hasta bucólicos prados, pasando por barbacoas familiares donde mientras se canta se disfruta de un churrasco.

 

Hablando de los intérpretes, pueden adoptar distintas actitudes. Hieráticos y solos, hieráticos y rodeados de un grupo bailarín, hieráticos y cogidos de la mano con un parteneer que responde a sus trovas, con candorosas miradas de complicidad, en plan Dúo Pimpinela. Suelen ir vestidos con el atuendo propio de las distintas zonas de Rumania (seguro que unos ojos expertos reconocerían su origen), aunque he visto algunos que van de calle e incluso un vídeo donde una señora entrada en años, acicalada de pastora, conducía un coche que era detenido por un policía cantarín.

 

Ahora bien, lo mejor es el playback. El realizador ni se molesta en que coincida lo más mínimo el movimiento de los labios y la canción, ¡qué más da! , y la cosa suele ponerse feísima cuando son dos los que cantan, pues nunca se sabe quien dice qué (¿importa?).

 

En cualquier caso, a los churumbeles les encanta FAVORIT y comienzan a mover el esqueleto tal cual oyen los primeros compases.

05/12/2008 10:08 legiovhispana #. Bucuresti

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris